Publicaciones científicas

La Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH) publica un nuevo documento de posicionamiento sobre cómo monitorizar la contaminación de superficies en la elaboración de medicamentos peligrosos (MP)1

Julio 6, 2021

Son numerosos los artículos que recogen la existencia de contaminación en el sector sanitario. Este aspecto es de especial interés para los trabajadores sanitarios porque la exposición laboral a los medicamentos peligrosos puede provocar efectos adversos agudos y crónicos como erupciones2, riesgos para la función reproductora o alteraciones cromosómicas.3,4

Organismos como el National Institute for Occupational Safety and Health (NIOSH) de los EE. UU. y la Farmacopea de los Estados Unidos (USP) han recomendado la monitorización rutinaria de la contaminación de superficies  por medicamentos peligrosos.5

Se han publicado estudios sobre la evaluación de la contaminación de superficies en las farmacias hospitalarias, concluyendo que la monitorización continua se considera beneficiosa para identificar y corregir ciertas prácticas, con el fin de prevenir la exposición en el futuro.6,7

Resultados del estudio

En este documento de posicionamiento de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH), publicado en 20201, se revisa la evidencia disponible y se establecen recomendaciones para monitorizar la contaminación de superficies en las áreas de elaboración de medicamentos peligrosos.  

Los pasos recomendados para monitorizar la contaminación de superficies con el objeto de proteger a los trabajadores sanitarios de la exposición a los medicamentos peligrosos son1:

  1. Elegir un medicamento peligroso que se utilice con mucha frecuencia. Se debe tener en cuenta la cantidad de veces que se manipula, así como sus características cancerígenas o su capacidad de absorción transdérmica. 
  2. Identificar entre una y cinco superficies como las que más entran en contacto con dichos medicamentos peligrosos. Las ubicaciones para la recogida de muestras se deben evaluar e identificar como zonas con riesgo de contaminación alto, medio o bajo.
  3. Clasificar la frecuencia y el volumen del medicamento peligroso manipulado en cada superficie identificada: muy frecuente (al menos 5 veces por semana), frecuencia moderada (de 1 a 4 veces por semana) o poco frecuente (inferior a 1 vez por semana).
  4. Recoger muestras al final de la jornada laboral, antes de cualquier limpieza, desactivación y descontaminación, con el objetivo de determinar la máxima exposición posible de los trabajadores.
  5. Realizar un muestreo inicial de las superficies y repetirlo si se requiere una confirmación de los niveles de contaminación o, al menos, cada seis meses. Se recomienda un muestreo adicional en caso de derrame o incidente durante la manipulación del medicamento peligroso.
  6. Aumentar la frecuencia de muestreo cuando los resultados detecten contaminación.
  7. Elaborar un plan de acción una vez establecidos los parámetros de recogida de muestras en caso de que se produzcan desviaciones importantes o resultados imprevistos.

Aunque actualmente no existen normas ni regulaciones específicas que definan los niveles aceptables de contaminación, en el sector se ha establecido la necesidad de mantener un nivel de contaminación tan bajo como sea razonablemente posible (ALARA, por sus siglas en inglés)8.

La dirección del hospital es la responsable de la salud y la seguridad de los trabajadores sanitarios en el lugar de trabajo y, por tanto, de incorporar los procedimientos necesarios para prevenir los riesgos laborales derivados de la manipulación de los medicamentos peligrosos. Incorporar procesos y procedimientos para supervisar la contaminación de superficies por medicamentos peligrosos les permitirá lograr dicho objetivo.

 


#ALARA #contaminación de superficies #derrames de medicamentos peligrosos #elaboración de medicamentos peligrosos #exposición laboral #farmacia hospitalaria #Medicamentos peligrosos #MP #prevención de riesgos laborales #programa de manipulación segura de los medicamentos peligrosos #seguridad del trabajador sanitario #servicios de farmacia


Referencias

Valero-García S, González-Haba E, Gorgas-Torner MQ, et al. Monitoring contamination of hazardous drug compounding surfaces at hospital pharmacy departments. A consensus Statement. Practice guidelines of the Spanish Society of Hospital Pharmacists (SEFH). Farm Hosp. 2021 Mar 11;45(2):96-107. English. doi: 10.7399/fh.11655. PMID: 33709894. 

2 Connor TH, Lawson CC, Polovish M, McDiarmid MA. Reproductive health risks associated with occupational exposures to antineoplastic drugs in health care settings. J Occup Environ Med 2014; 56: 901–10. doi:10.1097/JOM.0000000000000249.

3 Valanis B, Vollmer WM, Steele P. Occupational exposure to antineoplastic agents: self-reported miscarriages and stillbirths among nurses and pharmacists. J Occup Environ Med. 1999;41(8):632-8.

4 McDiarmid MA, Oliver MS, Roth TS, Rogers B, Escalante C. Chromosome 5 and 7 abnormalities in oncology personnel handling anticancer drugs. J Occup Environ Med. 2010;52(10):1028-34. doi: 10.1097/JOM.0b013e3181f73ae6

5 United States Pharmacopeial Convention. <800> Hazardous drugs-handling in healthcare settings. United States Pharmacopeia 42–National Formulary 37. Rockville, MD: US Pharmacopeial Convention; 2019.

6 Kiffmeyer TK, Tuerk J, Hahn M, Stuetzer H, Hadtstein C, Heinemann A, Eickmann U. Application and assessment of a regular environmental monitoring of the antineoplastic drug contamination level in pharmacies – The MEWIP Project. Ann Occup Hyg. 2013;57(4):444-55.

7 Salch SA, Zamboni WC, Zamboni BA, Eckel SF. Patterns and characteristics associated with surface contamination of hazardous drugs in hospital pharmacies. Am J Health-Syst Pharm. 2019;76(9):591-8.

8 Power LA, Kastango ES, Douglass K, Kienle PC. Understanding the new proposed USP chapter <800>. Pharmacy Purchasing & Products Magazine. June 2014 – Vol.11 No. 6 – Page #6. Accessed on February 23, 2021 at https://www.pppmag.com/article/1529/?search=Luci%20A.%20Power.

Número de aprobación: BD-26884p